MOAB, PARQUES Y AVENTURA AL SURESTE DE UTAH

¿Por qué Moab?

Moab es un pueblo situado al este de Utah. Concretamente está 9 kilómetros al sur del Arches N.P, 52 kilómetros al sudeste de Island in the Sky y 138 kilómetros al noreste de The Needles (ambas zonas pertenecientes al Canyonlands N.P.). Esto hace de él un lugar estratégico para poder visitar varios parques sin necesidad de estar cambiando de alojamiento en tres o cuatro días. La ubicación en un lugar intermedio entre ambos parques, junto con otros atractivos turísticos, hacen de Moab un lugar ideal para instalarse.

Arches national Park

En 10 minutos se llega desde el centro de Moab al Parque Nacional Arches

El alojamiento en Moab

En Moab existen multitud de alojamientos de diferentes gamas y precios, tanto en el centro como a las afueras. En esta ocasión nuestra elección para alojarnos fue el OK RV Park. Allí alquilamos una pequeña cabaña a la que sólo íbamos a dormir. No era ninguna maravilla pero así no tuvimos que movernos de sitio en varios días. Este camping no era el único de la zona, ya que había varios más alrededor (justo al sur de Moab) de diferentes categorías.

Moab Canyonlands

También desde Moab podemos visitar Canyonlands, tanto The Needles como Island in the Sky

Desde este céntrico lugar visitamos The Needles y Island in the Sky, en Canyonlands, y también hicimos una doble visita a Arches. Lo de la doble visita fue porque, al estar hospedados tan cerca, pudimos ir temprano por la mañana, evitar las horas de más calor, y después volver para la puesta de sol.

Tip: Como ya os vengo advirtiendo en otros capítulos sobre el oeste de Estados Unidos, las horas del mediodía en verano son muy calurosas, por lo que os recomiendo evitarlas. Nuestro camping como la gran mayoría, no tenía piscina, lo cual hubiera sido de agradecer. 

Las visitas

Cañón de Moab, río Colorado

Cañón de Moab, río Colorado

– La Carretera escénica del Río Colorado. Por la salida norte de Moab dirección a Arches, la carretera general 191 pasa por encima del río Colorado. Si os fijáis bien, justo antes de cruzar el río, a mano derecha hay una carretera pequeña, la 128. Aquí podéis ver el mapa. Esa carretera acompaña al Río Colorado durante varios kilómetros y los paisajes verdaderamente merecen la pena. Grandes rocas anaranjadas bordean la carretera por ambos lados mientras el Colorado discurre por vuestra izquierda. Acantilados, cañones y formaciones rocosas como Castle Rock o Fisher Towers os sorprenderán gratamente. Tened cuidado porque algunas curvas son bastante cerradas.

Aunque la carretera continúa bastante más, lo más recomendable son los primeros 18 kilómetros. ¡Os dejarán sin aliento!

Tip: Esta carretera es mejor recorrerla cuando es sol está en lo alto. Al ser un lugar bastante cerrado, es muy probable que si no tenéis esto en cuenta os dé todo el rato la sombra, como nos pasó a nosotros.

El agua del río Colorado baja helada, así es que por mucho calor que tuviéramos, renunciamos totalmente a bañarnos allí.

CARRETERA PANORÁMICA 128 MOAB

La carretera panorámica 128, al norte de Moab, acompaña durante kilómetros al río Colorado en su recorrido

Hay varias zonas de acampada a lo largo del río Colorado, a mano izquierda. A mano derecha de vez en cuando podréis ver letreros que indican el inicio de algunos trails de diferente duración.

– El Trail del Negro Bill Canyon y el Morning Glory Bridge. Uno de los más conocidos es el Negro Bill Canyon Trail. Es una caminata de unos 7 kilómetros entre ida y vuelta y aproximadamente 170 metros de desnivel. El coche se deja junto a la carretera panorámica 128 (ver lugar del inicio del trail). Esta caminata es de dificultad moderada y su atractivo principal es que desemboca en el Morning Glory Natural Bridge. Este arco de piedra está clasificado como el quinto más largo del mundo. A pesar de su longitud, pierde algo de atractivo por estar apenas separado 5 metros de una pared. No obstante, sigue siendo impresionante, sobre todo al colocarse debajo. 

– Faux Falls y Ken’s Lake. La supervivencia nos hizo preguntar a la gente local por algún lugar dónde pudiéramos darnos un chapuzón. Así descubrimos Ken’s Lake y las Faux Falls. Ambos lugares están casi juntos y se hallan bastante cerca de Moab.

MOAB FAUX FALLS

Las Faux Falls son un oasis en medio del árido paisaje que rodea Moab

Es difícil encontrarlo sin GPS ya que está bastante escondido y aunque algún local os indique el camino, es posible que os lo paséis de largo. Aquí os dejo un enlace para que os podáis hacer una idea de cómo llegar desde Moab hasta Ken’s Lake.

Hay una pequeña zona destinada al aparcamiento que marca el inicio del Trail de Faux Falls. Si no es temporada seca, es mejor hacer este último tramo andando.

Moab Ken's Lake

Ken’s Lake

La caminata desde el parking a la cascada no tiene ninguna dificultad. El trayecto es corto, unos 300 metros, y no tiene apenas desnivel. Desemboca en el pozo bajo la cascada donde vuestro esfuerzo por encontrar este escondido lugar se verá recompensado.

Al llegar os sorprenderá divisar unas caídas de agua de ese tipo en medio de un paisaje rocoso y desértico. La razón es que no es natural, sino que la mano del hombre tuvo mucho que ver. El agua procede de un lugar llamado Mill Creek. Pasa por un túnel construido bajo la Cresta de Brimley o Brimley Ridge. Al finalizar el túnel, el agua que transporta forma una serie de caídas que desembocan en una pequeña zona de baño.

El Lago Ken es un área recreativa de la que disfrutan mucho los locales. Es habitual ver a familias enteras con los niños bañándose mientras los padres preparan la barbacoa. En la zona de las cascadas en cambio no vimos a nadie. ¡Toda para nosotros!

Eco-tip: Por la carretera de Spanish Valley que se recorre camino de Ken’s Lake, hay muchas casas y fincas que tienen plantaciones de diversos frutales. La producción es tan alta que en varias de ellas podréis ver carteles en la carretera que os avisan de que si queréis podéis coger fruta, la mayoría de las veces gratis. Nosotros nos aprovisionamos de bastantes albaricoques, que la verdad es que estaban buenísimos.

– Carretera escénica de las Montañas La Sal. Es una excelente opción para completar el día una vez hayais visitado Ken’s Lake, ya que ambos lugares estan muy cerca uno del otro. Aquí podéis ver cómo llegar y encontrar algo de información sobre las Montañas La Sal y la carretera escénica que las recorre.

Moab Brewery

La Moab Brewery es una atracción más de la zona

– La cervecería: ¿Puede una cervecería convertirse en una atracción? La respuesta es sí, exactamente cuando llevéis varios días por Utah y sus costumbres mormonas empiecen a afectaros. Tras varios días de sequía cervecera, la Moab Brewery era una novedad. De hecho, nos llamó la atención el cartelito de “cervezas para llevar”, algo muy difícil de encontrar por esas tierras.

Se pueden catar infinidad de cervezas artesanas (si no os decidís podéis sacaros varios chupitos de prueba, pagando, claro), pasar el rato en su tienda de recuerdos, disfrutar de una comida de lo más variada… en fin, que todo ello explica la gran afluencia de gente. Tras una agotadora visita al Arches o a Canyonlands, es una estupenda opción.

Se encuentra a unos 1200 metros al sur del centro de Moab. Aquí os dejo su ubicación exacta.

– El rafting: Esta actividad goza de una gran popularidad en este área. De hecho, es increíble el número de empresas que podemos encontrar que realizan rafting por la zona, entre otras muchas actividades. Aquí os dejo información útil de distintas empresas para los que queráis hacer rafting por los alrededores de Moab.

– El pueblo: Moab tiene bastantes opciones para pasar el rato. Tiendas, restaurantes, heladerías e incluso algún museo lo convierten en el típico pueblo turístico del oeste americano.

Nos llamó la atención la tienda Dirt Shirts. Toda la ropa que venden es del mismo color que tiene la tierra en los parques de Utah. Vamos, como si te la hubieras manchado así después de visitarlos.

Como os acabo de demostrar, la zona de Moab tiene múltiples posibilidades además de los dos parques nacionales. ¡No os la perdáis!

Próximo Capítulo: Arches, de puente en puente
Capítulo Anterior: Parque Nacional Canyonlands, el gran desconocido         

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.